CONSEJOS SOBRE CÓMO AHORRAR EN LA FACTURA DE LA CALEFACCIÓN

Cuando llega el frío, el uso de la calefacción se dispara, al igual que nuestra cuenta corriente que sufre los excesos que hacemos de ella.

Así, os voy a dejar una serie de medidas para ahorrar en nuestra factura y consumo de la calefacción:

– En primer lugar, lo más importante, porque si no la calefacción no sirve de nada, es tener unos buenos cerramientos en balcones y ventanas. Si entra aire por todas las ventanas de nuestra casa, de nada nos servirá tener calefacción porque enseguida se enfriará la casa de nuevo.

– A la hora de ventilar una casa o una habitación, con diez minutos con la ventana abierta es suficiente.

– Si por la mañana no estás en casa, baja el termostato a unos 15º. Temperatura suficiente para encontrarte tu hogar calentito cuando llegues del trabajo.

Limpie los reguladores de calefacción, los calefactores al nivel de zócalos y los radiadores y asegúrese que no se encuentren bloqueados por muebles, alfombras, carpetas o paños.

– No pongas el termostato más alto de 22º. De hecho en la mayor parte de los hogares con 20º es suficiente. Cada grado adicional supone un consumo extra de casi un 15% más.

– Cierra las puertas de todas las habitaciones que no necesiten estar caldeadas.

Con estos consejos, seguro que notaréis cómo se reduce vuestra factura de la calefacción el próximo mes.

Leave a Reply