6 GRANDES RAZONES POR LAS QUE ESPAÑA NO ES UN PAÍS DE EMPRESARIOS

España adolece del espirítu emprendedor que prima, por ejemplo, en USA. Así, no es de extrañar que sólo un 3% de nuestros universitarios piensen en montar una empresa. El objetivo de la mayoría de ellos es conseguir una cómoda plaza de funcionario con la que tenga un sueldo asegurando, aunque sea bajo, para toda la vida.

Las 6 grandes razones por la que España no es un país de empresarios son las siguientes:

1.  La educación recibida por nuestros jóvenes en cuanto al tema laboral, desde pequeños, es en su mayoría la de ser funcionario y tener un trabajo seguro para toda la vida. A mí, hoy día, mis padres todavía me dicen que estudie unas oposiciones, cuando llevo 10 años ganándome la vida por cuenta ajena.

2. Luchar por tu empresa, por tu sueño, puede suponer que acabes totalmente arruinado y, encima, sin recibir ningún tipo de ayuda. Ayuda que sí tendrán los trabajadores de tu empresa, hasta un máximo de 2 años, cuando éstos no se han jugado su capital para llevarla a cabo. Os recuerdo que hoy día los autónomos tienen como máximo un derecho a paro de máximo 12 meses, siempre que hayas cotizado como tal durante un mínimo de 4 años, pero recibiendo unos 500 euros mensuales puesto que la mayoría de los autónomos cotizamos por el mínimo.

3. El otro gran problema es el acceso a la financiación. Uno puede tener una gran idea empresarial pero si no tiene dinero para llevarla a cabo se quedará en eso, en una idea.

4. Burocracia administrativa. Muchas veces cuando uno se anima a montar su empresa se echa para atrás ante tanto “papeleo” innecesario.

5. Impuestos. Muchas veces he comentado por aquí que no puede ser que pague lo mismo de cuota de autónomos un empresario que gana 4.000€ al mes que otro que gana 400€. Por este motivo, muchos finalmente no se deciden al dar el paso final de hacerse autónomos aunque estén ganando una pequeña cifra haciendo sus chapuzas, chapuzas que podrían llevarle a montar su empresa, a larga ganando clientes día a día, pero el miedo de que se le vaya todo en cotizaciones e impuestos, provocan que decida trabajar como asalariado.

6. Demasiados impuestos por cada trabajador de nuestra empresa. Aunque me lluevan las críticas, esto es cierto. No se pueden pagar 500€ de seguros sociales por un trabajor que gana 1.000€. Además, cuando el negocio va mal y se necesita, porque no queda otra porque no hay ingresos, despedir a un empleado, cuesta un dineral pagarle su indemnización. Muchos empresarios que conozco han tenido que pedir préstamos para pagarles las indemnizaciones por despido a sus empleados, cuando ellos llevan meses sin ingresar un céntimo en sus casas.

Con estas razones, es fácil saber por qué España es un país de funcionarios y no de empresarios.

Leave a Reply