RANKING EMPRESARIOS MÁS INFLUYENTES DE ESPAÑA AÑO 2011

Si en este país falta algo, son sobre todo empresarios: algo que está muy mal visto en nuestro país -así nos va- mientras que en otros, como USA, es el sueño americano.

Los empresarios más influyentes de España en este año 2011 son Emilio Botín, Presidente del Banco Santander, seguido de Amancio Ortega, Presidente de Inditex, y de César Alierta, Presidente de Telefónica. Sin duda, estas son las tres empresas más importantes de España con el permiso de Repsol y BBVA.

La lista de los empresarios más influyentes de España, en el año 2011, son los siguientes:

1. Emilio Botín (Santander).
2 Amancio Ortega (Inditex).
3 César Alierta (Telefónica).
4 Florentino Pérez (ACS).
5 Francisco González (BBVA).
6 Ignacio S. Galán (Iberdrola).
7 Antonio Brufau (Repsol).
8 Isidoro Álvarez (El Corte Inglés).
9 Juan Roig (Mercadona).
10 Isidro Fainé (La Caixa).
11 J. Manuel Entrecanales (Grupo Acciona).

6 GRANDES RAZONES POR LAS QUE ESPAÑA NO ES UN PAÍS DE EMPRESARIOS

España adolece del espirítu emprendedor que prima, por ejemplo, en USA. Así, no es de extrañar que sólo un 3% de nuestros universitarios piensen en montar una empresa. El objetivo de la mayoría de ellos es conseguir una cómoda plaza de funcionario con la que tenga un sueldo asegurando, aunque sea bajo, para toda la vida.

Las 6 grandes razones por la que España no es un país de empresarios son las siguientes:

1.  La educación recibida por nuestros jóvenes en cuanto al tema laboral, desde pequeños, es en su mayoría la de ser funcionario y tener un trabajo seguro para toda la vida. A mí, hoy día, mis padres todavía me dicen que estudie unas oposiciones, cuando llevo 10 años ganándome la vida por cuenta ajena.

2. Luchar por tu empresa, por tu sueño, puede suponer que acabes totalmente arruinado y, encima, sin recibir ningún tipo de ayuda. Ayuda que sí tendrán los trabajadores de tu empresa, hasta un máximo de 2 años, cuando éstos no se han jugado su capital para llevarla a cabo. Os recuerdo que hoy día los autónomos tienen como máximo un derecho a paro de máximo 12 meses, siempre que hayas cotizado como tal durante un mínimo de 4 años, pero recibiendo unos 500 euros mensuales puesto que la mayoría de los autónomos cotizamos por el mínimo.

3. El otro gran problema es el acceso a la financiación. Uno puede tener una gran idea empresarial pero si no tiene dinero para llevarla a cabo se quedará en eso, en una idea.

4. Burocracia administrativa. Muchas veces cuando uno se anima a montar su empresa se echa para atrás ante tanto “papeleo” innecesario.

5. Impuestos. Muchas veces he comentado por aquí que no puede ser que pague lo mismo de cuota de autónomos un empresario que gana 4.000€ al mes que otro que gana 400€. Por este motivo, muchos finalmente no se deciden al dar el paso final de hacerse autónomos aunque estén ganando una pequeña cifra haciendo sus chapuzas, chapuzas que podrían llevarle a montar su empresa, a larga ganando clientes día a día, pero el miedo de que se le vaya todo en cotizaciones e impuestos, provocan que decida trabajar como asalariado.

6. Demasiados impuestos por cada trabajador de nuestra empresa. Aunque me lluevan las críticas, esto es cierto. No se pueden pagar 500€ de seguros sociales por un trabajor que gana 1.000€. Además, cuando el negocio va mal y se necesita, porque no queda otra porque no hay ingresos, despedir a un empleado, cuesta un dineral pagarle su indemnización. Muchos empresarios que conozco han tenido que pedir préstamos para pagarles las indemnizaciones por despido a sus empleados, cuando ellos llevan meses sin ingresar un céntimo en sus casas.

Con estas razones, es fácil saber por qué España es un país de funcionarios y no de empresarios.

LOS COMERCIOS DE VALENCIA CON MENOS DE 2.500 METROS CUADRADOS ABRIRÁN SIN LICENCIA DE APERTURA

Excelente iniciativa la que va a llevar a cabo el gobierno valenciano al liberar de bastante burocracia a los autónomos y empresarios al empezar con su negocio, pues los comercios de menos de 2.500 metros cuadrados abrirán sin licencia de apertura.

La supresión de la obtención de la licencia de apertura como requisito previo para abrir un comercio de menos de 2.500 metros cuadrados va a suponer un ahorro al emprendedor del 75% del tiempo que necesitaba para tener operativo su establecimiento. Con la ley actual, el periodo medio que necesitaba un empresario era de 16 meses mientras que, cuando se apruebe la nueva ley se reducirá a únicamente cuatro meses.

«Sólo los establecimientos con más de 2.500 metros cuadrados necesitarán una autorización previa y que sólo estará vinculada a la sostenibilidad del territorio. Los que sean más pequeños no necesitarán nada», explicó Vicente Rambla, conseller de Industria, en referencia a que los trámites entre comercio y Gobierno autonómico se eliminan aunque, no así, el resto que tienen que ver con la Administración local donde se instale el comercio.

Vía: Las Provincias

10 RAZONES PARA NO DARSE DE ALTA COMO AUTÓNOMO

Como estoy viendo que mucha gente está entrando en este blog buscando cómo darse de alta como autónomo, os voy a indicar 10 razones de peso para que sepáis que ser autónomo es una pesadilla diaria, a no ser que factures mucho dinero al mes (más de 1.400€ mensuales). Al final del artículo os explico porqué.

En fin, os dejo con mis diez razones para no darse de alta como autónomo:

1º. Para no pagar 250€ mensuales mínimos, que es lo vale ser autónomo en este país, en concepto de pago a la Seguridad Social. Si eres autónomo menor de 30 años, se te quedará, si lo pides, en 180€ mensuales.

2º. Para no te quiten un 15% de todos tus beneficios en concepto de IRPF. Si eres autónomo menor de 30 años, puedes solicitar que sólo te quiten el 7%, durante los tres primeros años, creo recordar.

3º. Para no tener que pagar entre 40 y 100€ mensuales a una asesoría para que te lleve todo el papeleo. Como lo lleves tú solo, seguramente algo se te pasará y te caerá una multa de órdago.

4º. Porque aunque contrates a una asesoría, tendrás que hacerte un medio experto en finanzas, controlando el tema del IVA, IRPF y sus respectivas declaraciones trimestrales y anuales.

5º. Porque si tu negocio fracasa y tienes que cerrar tu negocio, te quedarás sin un duro y sin derecho a paro.

6º. Porque las pensiones de los autónomos son bajísimas a no ser que cotices por mucho dinero y eleves tu cuantía a la Seguridad Social.

7º.  Porque el Estado te freirá a impuestos y muchos meses verás como no te llega ni para pagar la hipoteca.

8º. Por la inestabilidad y estrés que provoca no saber cuánto dinero ganarás en limpio al mes.

9º. Porque no tendrás vacaciones. Si te las coges, no tendrás ingresos porque, lógicamente, no podrás trabajar y obtener beneficios.

10º. Porque en este país no hay mentalidad empresarial y el Estado en vez de ayudar a los emprendedores y ayudarlos fiscalmentes, los acaba hundiendo en la miseria.

Bueno, para terminar, os explico porqué para ser autónomo hay que ganar más de 1.400€ mensuales:

Si, por ejemplo, eres un fontanero y ganas de media 1.400€ al mes, a esta cifra tendrás que restarle 250€, que es el pago de la Seguridad Social. Además, de esos 1.400€ el 15%, un total de 210€, lo tendrás que ingresar en las arcas del Estado y, además, tendrás que pagar digamos 60€ mensuales a una gestoría. Con lo cual, ganando 1.400€-250€-210€-60€, te quedan 880€ limpios a los que habría que quitarle gastos en concepto de gasolina, material para tu trabajo, dietas, etc. Con lo que te quedarán en limpio unos 700€ mensuales y así pensarás, “¿para ganar 700€ mensuales estoy trabajando todo el mes 10€ al día y con la ansiedad de no saber si mañana tendré trabajo o podré pagar la hipoteca?”. Tu respuesta ser: “Me preparo unas oposiciones de conserje, trabajo 8 horas por la mañana y gano 1.000€ fijos todos los meses durante toda mi vida”.

Así va España, Spain is different.

GUÍA DE COMO CREAR UNA EMPRESA EN SOCIEDAD

Encuentro en el excelente blog Zfinanzas, los 7 pasos que debes dar para crear una empresa en sociedad

1. Reservar un nombre en el Registro Mercantil.

En el registro mercantil o a través de su página web (www.rmc.es) hay que rellenar un formulario donde se pueden solicitar hasta 3 nombres, es conveniente solicitar los 3 y ponerlos por orden de preferencia. Al solicitar los nombres hay que tener en cuenta 2 cosas:

– Términos genéricos: Cualquiera de estos términos no suponen una diferenciación
en el nombre solicitado, por lo que si solicitamos un nombre y no está disponible, agregar uno de estos términos seguirá sin estar disponible. Ver listado.

– Costes: La solicitud de denominación social tiene una tasa de 14 euros, por lo que conviene asegurarse de que los nombres no están ocupados, puede consultarse online o en el propio registro con un coste adicional símbólico.

2. Obtención del CIF provisional

Una vez tengamos la denominación social podemos ir a la Agencia Tributaria a solicitar el CIF provisional, para ello hay que rellenar el modelo 036 y presentar el acuerdo de socios, en el que se deberá informar de:

– Denominación Social.

– Forma jurídica.

– Domicilio Social.

– Objeto.

– Fecha de cierre del ejercicio.

– Cifra de capital prevista.

– Plazo previsto de vida de la entidad.

– Fecha de inicio de adquisición de bienes o servicios para la actividad empresarial.

– Registro público en el que debe inscribirse la entidad.

– Identificación de los socios fundadores (NIF, domicilio fiscal y porcentaje de participación).

– Identificación de los administradores.

3. Aportación del capital social.

Los socios deben ingresar en una cuenta bancaria que deberá abrirse para tal propósito (de sociedad en constitución) el dinero correspondiente a su participación. El banco facilitará un certificado de ingreso del capital social que se deberá de presentar más adelante.

4. Firma de escrituras ante notario.

Con todo lo anterior ya se pueden firmar las escrituras, que recogerán la información presentada en el acuerdo de socios, los estatutos o leyes internas por las que se regirá la compañía. Viene a tener un coste de unos 300 euros.

5. Pago del Impuesto sobre operaciones societarias.

Deberemos presentarnos con una copia autorizada de la escritura de constitución y una copia simple en la oficina liquidadora de nuestro domicilio para liquidar el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados en la modalidad de Operaciones Societarias. Tiene un coste del 1% del capital social.

6. Inscripción en el Registro Mercantil y publicación en el Boletín Oficial del Registro Mercantil.

A partir de este paso se adquiere la personalidad jurídica. Con la escritura y la carta de pago del impuesto de operaciones societarias nos presentamos en el Registro Mercantil. Tiene un coste de unos 200 euros en función del número de páginas que haya que elevar a público.

7. Alta en obligaciones censales.

Volveremos a rellenar el modelo 036 en la Agencia Tributaria, nos daremos de alta en el IAE, informaremos del régimen de IVA y solicitaremos el CIF definitivo.

Lo principal es tener una plan de empresa muy bien estudiado y no agobiarse ante todo el papeleo que te pedirán que, a más de uno, le quita las ganas de luchar por formar su propia empresa.